La noche en la que Trump ganó las elecciones.


El video porno que elegí para masturbarme la noche en la que ganó Trump era protagonizado por un hombre al que no se le veía la cara, cogiéndose al molde de una vagina de látex recubierta por un cilindro negro.

Su mujer lo sostenía.

No creo que haber escogido ese video haya sido una coincidencia.